El líder y el éxito de las relaciones laborales

.

Cuando una organización no se preocupa en mejorar las relaciones entre sus empleados verá los resultados reflejados en la productividad. Cuando el personal está motivado el grado de satisfacción es más elevado y también lo será su rendimiento.

Cultivar buenas relaciones laborales significa ahorro de tiempo y dinero, genera más compromiso con la empresa y los objetivos se alcanzan más rápido.

Por el contrario, cuando el ambiente laboral es desagradable, la hostilidad gana terreno y hay menos disposición para colaborar y cumplir metas.

El líder y el éxito de las relaciones laborales

El líder y el éxito de las relaciones laborales

El papel de la comunicación en las relaciones laborales

Si tu objetivo es crear un ambiente de trabajo agradable, con empleados satisfechos, que sientan la empresa como propia y estén dispuestos a dar lo máximo de su esfuerzo, entonces debes aprender a comunicarte con ellos.

Las relaciones laborales crean vínculos en todos los niveles de la organización, tanto horizontal como verticalmente y para que el ambiente sea bueno, también lo tiene que ser la comunicación.

Para lograrlo debes interesarte por las demás personas dentro de la organización, participar en las conversaciones, escuchar los intereses del resto, participar en las actividades, todo con el objetivo de crear conexiones positivas.

¿Qué efecto tienen las relaciones laborales en mi empresa?

Acompáñame en un ejercicio mental: imaginemos dos negocios (un par de medios de comunicación, por ejemplo) y llamémoslos Medio 1 y Medio 2.

Medio 1 tiene un jefe autoritario, al entrar a la empresa va directo a su oficina, evita reunirse con el personal, no es flexible en las decisiones, menosprecia el trabajo y dispone del material de los escritores sin consultarlo.

El jefe de Medio 2 se detiene en el escritorio de su personal, les pregunta sobre su trabajo y felicita a quien lo merece, promueve las actividades en grupos, da libertad de crear material propio y se reúne periódicamente con su equipo.

¿Cuál de los dos medios crees que será más productivo?

Cuando el ambiente laboral es negativo, los trabajadores están predispuestos a reclamar más, rechazar nuevas tareas, el rendimiento baja y es más propenso a enfermarse.

En cambio, cuando sabes manejar el talento humano con el que cuentas, promoverás la sana competencia y el personal será más proactivo.

El líder y el éxito de las relaciones laborales

El líder y el éxito de las relaciones laborales

El jefe como precursor de las relaciones laborales

Más que un jefe, las empresas necesitan un líder. Alguien que sepa dirigir y acompañar a su personal, en lugar de infundir miedo.

Los líderes carismáticos, democráticos y dispuestos a colaborar consiguen mejores resultados que los que se sienten superiores a sus empleados.

El líder se encarga de motivar a sus empleados, de hacerles ver que su trabajo vale dentro de la organización y que sin él engranaje no funciona correctamente.

Fíjate nuevamente en el ejemplo anterior. ¿qué puede lograr el jefe del Medio 1 con su actitud? Que la rotación del personal sea elevada -lo que implica más gastos en formación- y que los trabajadores que se van difundan una mala imagen de la empresa.

¿Cómo actúa un buen líder?

Sin importar qué tipo de liderazgo sea el que ejerzas en tu empresa, hay características que son comunes en todos:

Motiva a tus empleados

Ve más allá de las recompensas monetarias. Reconoce sus logros, permite momentos de recreación, sé flexible con los horarios, consulta decisiones. Esto contribuirá a fidelizar a tus empleados.

Aprende a comunicarte

Debes saber cómo pedir a tu personal lo que quieres. Así evitan malos entendidos dentro del equipo y los resultados serán más acertados.

Escucha a tu equipo

Es importante que conozcas las opiniones y puntos de vista del personal, porque ellos te dan otra perspectiva de las cosas. De esta manera logras que aporten más y hasta consigues más alternativas ante cualquier situación.

No demuestres preferencias

Respeta el equilibrio en las relaciones laborales, pues se puede generar un conflicto que termine involucrando a todo el personal. Recuerda que cada trabajador es un eslabón valioso en tu cadena de producción.

Actúa como si siempre te estuvieran viendo

Y de hecho es así, no lo olvides. Tu lenguaje no verbal dice más que tus palabras.

Evita que estos errores afecten tus relaciones laborales

Los líderes también fallan. Algunas situaciones que juegan en su contra son las siguientes:

  • No delegar funciones.
  • No ser claro con sus trabajadores.
  • No trabajar a la par que su personal.
  • Creer que lo saben todo.
  • No saber tomar las riendas del equipo.
  • Pensar que todos los trabajadores son iguales.
  • Improvisar en la toma de decisiones.
  • No saber reconocer ni los logros ni los errores propios y de los trabajadores.
  • No dar el ejemplo al equipo.
  • Ignorar recomendaciones.
  • No saber cómo solucionar conflictos.

Los equipos de trabajo unidos contribuyen a que un negocio sea exitoso. Por eso no debes descuidar el tuyo y asegúrate de que el clima y las relaciones laborales dentro de tu negocio estén en óptimas condiciones.
Espero que te hayan servido estas recomendaciones, aquí te dejo otros artículos que te pueden interesar:

Comentarios

Comentarios

Más de Liderazgo y gestión del equipo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR