Planificación táctica: ¿Qué es y cómo llevarla a cabo? 

La planificación táctica se refiere a la elaboración de estrategias y acciones a corto plazo para lograr los objetivos de una organización.

Implica la asignación de recursos, la coordinación de actividades y la toma de decisiones operativas. Es una etapa intermedia entre la organización estratégica a largo plazo y la ejecución de las actividades diarias. 

La organización es fundamental para el cumplimiento de objetivos porque permite establecer estrategias específicas y detalladas, que permiten optimizar los recursos disponibles y minimizar riesgos. 

Permite anticiparse a posibles obstáculos y tomar decisiones inteligentes en tiempo real, lo que garantiza una ejecución eficiente y exitosa de los objetivos planteados.

Por ello, en esta entrega abordaremos este tema clave para la empresa.

Iniciemos…

¿Qué es la planificación táctica?

La planeación táctica se encuentra en un nivel intermedio entre la estrategia y la operativa.

Y, el objeto en estudio, de este tipo de planificación, se enfoca en cómo lograr lo planificado de forma estratégica, para el logro de esos objetivos a través de acciones más específicas y a corto plazo.

Para comprender mejor la diferencia entre los tipos de planificación táctica, estratégica y operativa, te invito a revisar los siguientes post:

Pero, continuemos…

Diferencias entre estrategia, táctica y operación.

  • La estrategia se enfoca en la dirección general y los objetivos a largo plazo.
  • El plan táctico se refiere a las acciones específicas y los medios para lograr los objetivos estratégicos.
  • Por otro lado, la operación se refiere a la implementación práctica de las tácticas en el terreno.

Son conceptos interrelacionados y complementarios, pero cada uno tiene su propia importancia y nivel de aplicación. 

Objetivos de la planificación táctica

Dentro de los objetivos de la planeación, debemos destacar lo siguiente:

  • Lograr la eficiencia y eficacia en la ejecución de tareas: esto implica optimizar los recursos disponibles, asignar correctamente las responsabilidades y establecer plazos realistas.

Al hacerlo, se busca mejorar el rendimiento de un equipo de trabajo y lograr los objetivos establecidos de manera más eficiente. 

  • Coordinar recursos y acciones para alcanzar objetivos específicos: al respecto, se analizan las necesidades y se determina cómo se utilizarán los recursos disponibles para lograr eficientemente los objetivos planteados.

Esta etapa es fundamental para el éxito de cualquier planeación estratégica. 

¿Cómo llevar a cabo una planificación táctica?

A continuación, te presento 5 pasos, que se pueden aplicar para realizar la planeación táctica:

planificación táctica
Descubre qué es un plan táctico, su importancia para tu empresa y aprende cómo crearlo en 5 simples pasos.

Pasos para llevar a cabo la planificación

Comencemos con la definición de objetivos:

Paso 1: Establecer los objetivos tácticos

La definición de los objetivos comprende las metas a corto plazo que se deben alcanzar en un determinado período de tiempo.

Estos objetivos están relacionados con las actividades específicas que se deben llevar a cabo para alcanzar los objetivos estratégicos, que son de largo plazo y se enfocan en la visión y dirección general de la organización.  Si metas claras no se puede tener una buena gerencia.

Por ejemplo, si el objetivo estratégico de una organización es expandirse internacionalmente, un objetivo táctico podría ser establecer alianzas estratégicas con empresas extranjeras o contratar personal bilingüe para facilitar la comunicación.

En resumen, los objetivos de este tipo son elementos clave en la implementación de los planes estratégicos de una organización, ya que proporcionan el enfoque y la dirección necesarios para cumplir las metas generales de la empresa. 

Paso 2: Analizar el entorno

Es de vital importancia para una organización analizar tanto su entorno interno como externo para un correcto proceso de planeación.

El análisis del entorno interno permite identificar las fortalezas y debilidades de la organización, así como aprovechar las oportunidades y gestionar las amenazas. 

Por otro lado, el análisis del entorno externo ayuda a comprender el mercado, la competencia y las tendencias que pueden afectar a la organización. Esta información es fundamental para la toma de decisiones estratégicas y el desarrollo de planes para accionar de manera efectiva. 

Para realizar un análisis de entorno efectivo, es importante utilizar herramientas como:

  • El PESTEL (análisis de factores políticos, económicos, sociales, tecnológicos, ambientales y legales).
  • El análisis de las 5 fuerzas de Porter (competidores, proveedores, sustitutos, consumidores y barreras de entrada).
  • Y, matriz FODA (fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas).

Además, se pueden utilizar técnicas como la observación directa, entrevistas, encuestas y análisis de datos estadísticos. 

Recuerda, para identificar oportunidades y amenazas, es importante realizar un análisis interno y externo de la organización.

En el análisis interno se evalúan las fortalezas y debilidades de la empresa, mientras que en el análisis externo se examinan los factores externos que pueden impactar en el desempeño. 

Paso 3: Definir las estrategias tácticas

Las estrategias de este tipo son el conjunto de acciones específicas que se utilizan para lograr los objetivos tácticos. Estas estrategias están diseñadas para potenciar el logro de los objetivos a través de la implementación de planes específicos de acción. 

La relación entre las estrategias tácticas y los objetivos tácticos radica en que las estrategias son el medio para alcanzar los objetivos establecidos. 

Existen numerosas estrategias de origen táctico que se aplican en diferentes sectores para alcanzar objetivos comerciales específicos.

  • Por ejemplo, en el sector minorista, la estrategia de promociones y descuentos puede utilizarse para atraer a más clientes y aumentar las ventas.
  • En el sector tecnológico, las empresas pueden implementar la estrategia de innovación constante para destacarse de la competencia y mantenerse actualizadas.
  • En el sector bancario, se pueden emplear estrategias de fidelización de clientes, como ofrecer beneficios exclusivos o promociones especiales, para asegurar su lealtad. 

Al seleccionar la estrategia táctica y operacional más adecuada es importante tener en cuenta varios factores:

  • Objetivo de la organización.
  • Tener claro el entorno competitivo.
  • Comprender la tendencia del mercado.
  • Siempre vigilar la disponibilidad de los recursos.

Paso 4: Desarrollar un plan de acción

Para convertir estrategias en acciones concretas, es importante tener claro los objetivos.

Primero, se deben identificar las tácticas específicas que se utilizarán para lograr esos objetivos.

Después, se deben asignar responsabilidades y establecer plazos claros para cada acción, solo así se puede alcanzar las metas.

Además, se deben monitorear y evaluar continuamente las acciones para asegurarse de que estén en línea con la estrategia general.

Esta transformación de estrategias en acciones concretas requiere un buen liderazgo y una comunicación efectiva dentro del equipo. 

Consideraciones para asignar los recursos necesarios
  • En primer lugar, se debe evaluar la magnitud y complejidad del proyecto para determinar cuánto personal y equipo se necesitará.
  • También se deben considerar los plazos y restricciones presupuestarias.
  • Además, es crucial analizar las habilidades y experiencia del equipo disponible para asegurarse de contar con las capacidades necesarias para llevar a cabo el proyecto con éxito. 

Establecer un cronograma y definir responsabilidades claras es fundamental para el éxito de cualquier proyecto. Un cronograma permite organizar las tareas y asignar fechas límite, lo que ayuda a mantener el proyecto en marcha y evitar retrasos.

Además, definir responsabilidades claras asegura que todos los miembros del equipo sepan exactamente qué se espera de ellos, lo que facilita la colaboración y evita confusiones, haciendo todo lo que la táctica establece.

En general, establecer un cronograma y responsabilidades claras promueve la eficiencia y garantiza la entrega oportuna de los resultados. 

Paso 5: Implementar y evaluar la planificación táctica

Para la implementación efectiva de la planeación lleva mucho tiempo, se deben considerar algunos consejos importantes.

En primer lugar, es necesario contar con un equipo bien capacitado y motivado. 

Además, es esencial establecer metas y objetivos claros. Asimismo, se deben identificar y asignar recursos adecuados a cada tarea. Por último, es importante realizar un seguimiento constante y evaluar los resultados para realizar ajustes en caso necesario. 

Cómo monitorear y evaluar el progreso del plan
  • Para monitorear y evaluar el progreso del plan, es necesario que establezcas indicadores claros y medibles que reflejen los objetivos y metas establecidos. 
  • Además, se deben recopilar datos relevantes de manera regular y precisa para realizar un seguimiento constante del desarrollo.
  • Estos datos deben ser analizados y comparados con los estándares establecidos, permitiendo identificar áreas de mejora y tomar medidas correctivas si es necesario.
  • Un monitoreo y evaluación efectivos ayudarán a garantizar que el plan de origen táctico esté en línea con los resultados esperados.

En cuanto a la importancia de los ajustes y correcciones, permite enmendar errores, y evitar que se sigan cometiendo, teniendo mejores resultados en los cursos de acción.

Desafíos y consejos para una planificación táctica efectiva

El manejo de cambios imprevistos es fundamental para la adaptación y supervivencia en cualquier ámbito de la vida, es un atributo que lo debes tener. Se trata de tener la capacidad de ajustarse rápidamente a situaciones inesperadas y encontrar soluciones eficientes. 

Un buen manejo de cambios imprevistos implica flexibilidad, creatividad y una mentalidad abierta. Además, requiere de la capacidad para tomar decisiones rápidas y el control de las emociones frente a lo desconocido.

Es una habilidad crucial que nos ayuda a enfrentar los desafíos de manera efectiva y a seguir avanzando en el desarrollo de la planeación táctica.

Por otro lado, la coordinación y la comunicación efectiva son elementos clave para el éxito de cualquier equipo. Cuando los miembros de un equipo se coordinan de manera eficiente, evitan redundancias y pueden maximizar sus esfuerzos.

Además, una comunicación efectiva permite que la información fluya de manera clara y precisa, evitando malentendidos y conflictos. Estas habilidades son especialmente importantes en entornos de trabajo colaborativo, donde cada miembro del equipo tiene un papel importante que desempeñar. 

La flexibilidad en la ejecución de planes es fundamental para adaptarse a los cambios y desafíos que puedan surgir en el camino. Permite ajustar y modificar los pasos a seguir, de manera que se puedan aprovechar nuevas oportunidades y solucionar problemas de forma efectiva.

Ser flexible en la ejecución de los planes también implica ser ágil y creativo, buscando alternativas y adaptándose a diferentes escenarios para lograr el éxito en las metas planteadas.

planificación táctica
Consejos para una planificación táctica efectiva en tu empresa.

Herramientas y técnicas para la planificación táctica

Presta mucha atención a las siguientes herramientas:

  • Análisis FODA: Un análisis FODA es una herramienta para hacer planes que identifica las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas de una organización.
  • Diagramas de Gantt: Un diagrama de Gantt es una herramienta de gestión de proyectos que muestra el cronograma de un proyecto, así como las tareas y los plazos asociados.
  • Matrices de riesgo: Una matriz de riesgo es una herramienta que ayuda a identificar y evaluar los riesgos asociados con un proyecto.
  • Planes de contingencia: Un plan de contingencia es un plan que se desarrolla para mitigar los riesgos o impactos negativos de un evento imprevisto.

La planeación táctica lleva mucho tiempo, recursos, y herramientas. No solo se trata de tener fechas límites bien definidas, sino tener las herramientas para que eso sea posible, es decir, lo necesario para alcanzar las metas.

Ejemplos de planificación táctica

Veamos algunos ejemplos en cada área de nuestra empresa:

  • Área de marketing: Un ejemplo en esta área es implementar estrategias de promoción en diferentes canales de comunicación, como redes sociales, correo electrónico y publicidad en línea.

Además, se pueden establecer metas específicas para campañas de marketing, como:

  1. Aumentar el número de seguidores en las redes sociales.
  2. Mejorar la tasa de conversión de ventas.
  3. O, aumentar el reconocimiento de marca.

El plan, también, implica la asignación de presupuesto y recursos para cada actividad de marketing

  • Sector financiero: Un ejemplo en el sector financiero sería establecer metas específicas para aumentar la rentabilidad de la empresa en un período de tiempo determinado.

Esto podría implicar la aplicación de tácticas que diversifique la cartera de inversiones, reducción de costos operativos, adquisición de clientes clave o mejora en la gestión de riesgos.

El plan permitiría a la empresa optimizar su rendimiento financiero y tomar decisiones estratégicas a corto plazo para alcanzar sus objetivos. 

  • Ámbito de recursos humanos: Un ejemplo en el ámbito de recursos humanos sería la implementación de un programa de capacitación y desarrollo para los empleados.

Esta planificación incluiría identificar las necesidades de formación de cada empleado, la creación de un plan de capacitación personalizado y la evaluación periódica del progreso.

Además, se podrían establecer metas específicas para mejorar los niveles de habilidades y conocimientos en el equipo.

Esto ayudaría a fortalecer la competencia de la empresa y asegura un alto desempeño de los empleados. 

  • Campo de la producción: establecer objetivos a corto plazo para optimizar los procesos de fabricación, reducir costos y aumentar la eficiencia.

Esto podría implicar aplicar nuevas tecnologías, la reorganización de la cadena de suministro y la capacitación del personal.

El objetivo es mejorar la producción diaria y maximizar el rendimiento de los recursos disponibles en el corto plazo.

Conclusiones

En resumen, par realizar un buen plan táctico, debes seguir cada uno de los pasos:

  1. Establecer los objetivos tácticos
  2. Analizar el entorno
  3. Debemos diseñar y definir las estrategias tácticas
  4. Desarrollar un plan para accionar.
  5. Implementar y evaluar el plan táctico.

Este tipo de planes son cruciales para alcanzar el éxito en diferentes ámbitos. Sin un plan bien estructurado, las metas y objetivos se vuelven más difíciles de lograr.  Las tácticas son las acciones precisas.

Un plan efectivo ayuda a identificar las tareas y los recursos necesarios, así como a establecer plazos y prioridades.

Además, permite anticipar posibles obstáculos y preparar estrategias alternativas. En resumen, un plan de origen táctico adecuado es fundamental para optimizar el rendimiento y alcanzar el éxito en cualquier proyecto o actividad. 

Te invito a aplicar este tipo de planes a tus proyectos y metas personales, ya que nos permite establecer estrategias claras y alcanzables para lograr nuestros objetivos.

Nos ayuda a organizar nuestro tiempo, definir tareas prioritarias y tomar decisiones más informadas. 

Si lo haces bien, estos planes harán avanzar a la empresa.

Gracias por leernos.

Autor
David Polo Moya
David Polo Moya

Nacido en Madrid, de 46 años. Licenciado en Business por la Universidad de Portsmouth (Reino Unido) MBA por el Instituto de Empresa en Madrid (España) e Indian Instute of Management en Calcuta (India). Emprendedor recurrente, David Polo es el fundador de Time Management, consultora de sistemas de gestión con más de 12 años de experiencia y por otro lado los blogs emprender-facil.com y gestionar-facil.com. Consultor independiente de emprendedores y empresas, en análisis, gestión y medición de datos, David Polo Moya se enfoca en el desarrollo empresarial a través del uso de Plataformas de gestión, consultoría estrategia y de innovación y ayuda a emprendedores y empresarios. Creador de metodologías como Matriz estrella y experto en Jobs to be done y metodología Raíles. Visita mi perfil en about.me: https://about.me/davidpolomoya


Deja un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Si continúas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar