Costos directos e indirectos de un salón de belleza

Si quieres emprender en tu propio negocio y te llama la atención poner en marcha un salón de belleza, es importante que conozcas los costos directos e indirectos en los cuales vas a incurrir.

En este sentido, los costos se conocen como un desembolso de dinero que realiza una empresa con el fin de producir un bien o prestar un servicio.

Por ello, en esta primera entrega, te enseñaremos cuáles son los más importantes, y cómo puedes gestionarlos de forma correcta.

Entonces, presta atención para que saques el máximo provecho al contenido que hemos preparado para ti.

  1. ¿Qué son los costos directos e indirectos?
  2. Ejemplos de costos directos e indirectos de un salón de belleza.
  3. Tips para gestionar los costos directos e indirectos de tu empresa.

¿Qué son los costos directos e indirectos?

Cómo te mencioné anteriormente, los costes se conocen como el valor monetario que representa la fabricación de un producto o prestación de un servicio, sin embargo, los costos tienen diversas clasificaciones.

En este apartado, haremos especial mención en los costos directos e indirectos de un negocio.

Los costos directos son aquellos que desembolsa la empresa y que pueden medirse y asignarse directamente a un producto.

Mientras que los costos indirectos, también conocidos como costos indirectos de fabricación, son aquellos costes que no pueden medirse fácilmente y que no pueden asignarse directamente a un producto en particular.

Por ende, existen algunos criterios de imputación que le permiten a una empresa, asignar estos costos. Los más importantes son:

  • Imputarlos en función de las unidades producidas o en función del servicio prestado.
  • Asignarlo a cada producto/servicio de acuerdo con las horas trabajadas.
  • Imputarlos en función del precio de venta del producto/servicio por las unidades producidas.  

Seguidamente, te enseñaremos algunos ejemplos de los costos directos e indirectos de un salón de belleza. Por ello, conocerás a nuestra empresa de prueba “Cabellos”.

Costos directos e indirectos de un salón de belleza
Costos directos e indirectos de un salón de belleza

Sigue leyendo

Ejemplos de los costos directos e indirectos de un salón de belleza

Seguidamente, te mostraremos cómo se clasifican los costos directos e indirectos de un producto. Presta atención.

Costos directos

Se clasifican en:

  1. Mano de obra directa: es el equipo de trabajo que a través de su experiencia y conocimiento llevan a cabo el proceso de fabricación de un bien o la prestación de un servicio.
  2. Materiales directos: son todas las materias primas utilizadas por la empresa y que son transformadas en el proceso de producción hasta convertirse en bienes de consumo final.

A continuación, verás algunos ejemplos de los costos directos de “Cabellos”.

Materiales directos:

Son todos los equipos y accesorios básicos utilizados, por ejemplo, en el corte de cabello. Algunos de ellos son:

  • Tocador.
  • Mesa ayudante.
  • Silla giratoria.
  • Espejos.
  • Máquina eléctrica.
  • Tijera de descarga.
  • Tijera de corte.
  • Porta navaja.
  • Bota pelo.
  • Juego de peines.
  • Capa.
  • Brocha de barbero.
  • Y muchos más.

Mano de obra directa:

En “Cabellos” la mano de obra directa es Raphael, quien realiza los cortes de cabello y quien posee los conocimientos y la habilidad necesaria para ejecutar esta actividad.

Sin duda, el coste del servicio puede ser imputado a cada corte de cabello. Supongamos que “Cabellos” desembolsa por concepto de mano de obra 1200 euros, y atiende 230 personas al mes, a los cuales le ofrece el servicio de cortar cabello.

En este caso, al dividir ambos valores, tendremos que el coste de mano de obra imputable a cada servicio es de 5,21 euros. Observa los siguientes cálculos:

Costos directos e indirectos de un salón de belleza
Costos directos e indirectos de un salón de belleza

Interesante ¿Cierto?

Costos indirectos

Los costos indirectos de fabricación están conformados por la mano de obra indirecta, los materiales indirectos y otros gastos.

Seguidamente, te mostraremos cuáles son los costos indirectos más comunes para “Cabellos”. Observa.

Colaboradores de soporte

Corresponde al trabajo que realiza el personal, pero que no se relaciona de forma directa con la prestación del servicio de corte de cabello, por ejemplo, el personal de limpieza.

En “Cabellos” la colabora de soporte es Ana, quien se encarga del proceso de limpieza del local.

Este coste es imputable al servicio. Por tanto, la suma total de los colaboradores de soporte debe dividirse entre el número total de cortes de cabellos efectuados durante el mes.

Materiales indirectos

Son todos los insumos que se incorporan en pequeñas cantidades en el servicio y que no pueden medirse fácilmente. Por tanto, su imputación es más difícil, por ejemplo, el champú.

En este sentido, la forma de imputar este costo indirecto al servicio es a través del número de cortes de cabello realizados.

Por tanto, la suma total de los materiales indirectos debe dividirse entre el número de cortes de cabellos realizados en un lapso de tiempo determinado, por ejemplo, un mes.

Servicios básicos

Comprende todos los servicios básicos que necesita el salón de belleza para efectuar sus actividades. Por ejemplo, el servicio de internet, electricidad, telefonía y agua.

Estos costos también son imputables al servicio en función del precio del corte de cabello por persona, los cuales se multiplican por el número total de cortes realizados al mes.

Alquiler del local

Corresponde a los costes realizados por la empresa por el arrendamiento del local donde se lleva a cabo la actividad de la empresa.

Para imputar este costo al servicio, debe dividirse el monto total del alquiler entre el número de cortes de cabellos efectuados en el mes.

Depreciación del maquinaria y equipo

Es la pérdida de valor de los equipos utilizados durante la prestación del servicio, por ejemplo, la máquina eléctrica.

Para imputar este costo al servicio, se debe revisar el total de la suma de las depreciaciones de los equipos y dividirlas entre el número de cortes de cabellos efectuados.

A continuación, te mostraremos cómo imputar estos costos directos e indirectos al servicio de corte de cabello.

Es importante aclarar que los valores que usaremos están dados en euros, sin embargo, tú puedes ajustarlos a la moneda de tu país o lugar donde te encuentres.

¡Toma nota!

Costos directos e indirectos de un salón de belleza
Costos directos e indirectos de un salón de belleza

Como puedes observar, los costos directos e indirectos estan agrupados de acuerdo con los tres elementos del costo (mano de obra directa, materiales directos y costos indirectos de fabricación)

En este sentido, al realizar 230 cortes de cabello al mes, el costo total mensual se ubica en 3,576.13 euros.

Para conocer cuál es el costo unitario por cada corte de cabello, debes dividir el costo total mensual entre el número de cortes de cabello realizado. Observa.

Costo unitario = 3,576.13 euros / 230 cortes de cabello

¿Qué te ha parecido la información hasta ahora?

Sigamos

Tips para gestionar los costos directos e indirectos de tu empresa

Por último, te daremos un par de recomendaciones para que puedas gestionar los costos directos e indirectos de tu salón de belleza. Presta atención.

  1. En primer lugar, analiza todos los costos directos e indirectos de tu negocio desde el momento que inicies con tus operaciones. Para ello, puedes elaborar una lista e incluir todos los costos en los que posiblemente vas a incurrir.
  2. Gestiona tu inventario. Para cualquier tipo de empresa es muy importante contar con un stock, es por ello que te recomendamos planificar bien cuáles materias primas necesitas reponer, cuánto dinero vas a gastar en su adquisición, si necesitas hacer un préstamo bancario, etc.
  3. Estima los costos de tu empresa, tanto los directos como los indirectos, de esta manera, tendrás un valor aproximado de lo que te va a costar cada cosa.
  4. Utiliza una herramienta de gestión, por ello, ponemos a tu disposición la herramienta Platzilla, una plataforma de aplicaciones que posee una gran fortaleza: es fácil de adaptar a cualquier tipo de pyme. ¡No te la puedes perder!

Conclusiones

Los costos son un desembolso de dinero que una empresa efectúa con la intención de fabricar un producto o prestar un determinado servicio.

Entre sus innumerables clasificaciones se encuentran los costos directos e indirectos.

Los costos directos son aquellos que se pueden medir y asignar fácilmente a un proceso de producción o a un servicio, mientras que los costos indirectos son todo lo contrario.

Su imputación al proceso productivo es más difícil, ya que no se pueden medir de forma sencilla. Por ello, suelen utilizarse algunos criterios de imputación para su correcta asignación.

Finalmente, si quieres aprender más acerca de los costos directos e indirectos de otro tipo de empresas, te invitamos a leer los siguientes post:

¡No te los puedes perder!

Gracias por leernos.

¡Hasta la próxima!

Autor
David Polo Moya
David Polo Moya

Nacido en Madrid, de 46 años. Licenciado en Business por la Universidad de Portsmouth (Reino Unido) MBA por el Instituto de Empresa en Madrid (España) e Indian Instute of Management en Calcuta (India). Emprendedor recurrente, David Polo es el fundador de Time Management, consultora de sistemas de gestión con más de 12 años de experiencia y por otro lado los blogs emprender-facil.com y gestionar-facil.com. Consultor independiente de emprendedores y empresas, en análisis, gestión y medición de datos, David Polo Moya se enfoca en el desarrollo empresarial a través del uso de Plataformas de gestión, consultoría estrategia y de innovación y ayuda a emprendedores y empresarios. Creador de metodologías como Matriz estrella y experto en Jobs to be done y metodología Raíles. Visita mi perfil en about.me: https://about.me/davidpolomoya


2 comentarios en «Costos directos e indirectos de un salón de belleza»

Deja un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.