Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

. Oct 2, 2017.

Productos innovadores, ¿cómo los desarrollamos?

Hola amigos empresarios, emprendedores y gestores. Esta es sin duda una serie de artículos que me apasiona, ya que me encanta hablar de lo “estúpido que es el ser humano”. Esto unido a que pensar ahorra mucho tiempo y dinero. Nosotros tenemos ciertas creencias y ésas están tan solidificadas a veces que no conseguimos quitárnoslas de encima.

En el caso de la innovación no podía ser menos. Tradicionalmente, la innovación es el fruto de muchas pruebas y errores hasta que al final “das con el clavo”. Se han hecho populares dichos de inventores famosos como Thomas Edison cuando inventó la luz:

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Mitos sobre innovación

Las empresas tienen laboratorios de I+D donde realizan experimentos. Las que tengan más capacidad para experimentar, ¿quizás sean las que consigan productos innovadores?

Pareciera que no hay procedimientos claros para crear productos innovadores

Es cierto, a veces da la sensación que has de ser un Steve jobs o un Picasso para innovar. Como si el innovar fuera un arte al alcance de unos pocos iluminados que ven lo que otros no ven. ¿Realmente crees que es así?

Otra veces la innovación viene de tener la experiencia con un producto y plantearse “como hacerlo mejor”, en ese caso, a veces es más sencillo, al tener un criterio previo. Sin embargo, tampoco hay una fórmula secreta, un procedimiento, una técnica para asegurar el desarrollo de productos innovadores.

En otras ocasiones, las empresas con capacidad financiera y orientación hacia el mercado intentan fomentar el consumo de productos que crean y puedan pensarse que son innovadores. Este es el ejemplo de algunos productos o servicios que estuvieron adelantados a su tiempo en innovación. Pareciera que era una cuestión de publicidad introducirlas en el mercado. Uno de los más claros ejemplos son las famosas gafas de google:

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Ni el todopoderoso google se libra de fracasos estrepitosos: google glass

También tenemos otros ejemplos de tecnología que era realmente útil pero que al final no terminó de adaptarse a la realidad de nuestro día a día. En este caso, hablamos de los auriculares con Bluetooth que permitían no llevar el móvil sujeto a la oreja con la mano. Esto te permitía y permite tener las manos libres para realizar otras actividades. Recuerdo que tuve uno de esos aparatitos y la verdad era algo muy cómodo, económico y práctico.

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Todo esto choca con las situaciones del día a día donde hay innovación 0.  Hay centenares de artículos de lo más simple que han podido ser sustituidos pero que se mantienen vigentes. Esto ocurre mucho en el caso de los utensilios de cocina. La teletienda se empeña en vendernos cosas que al final no usamos y mantenemos lo que teníamos. Este es el caso del mortero, que por mucho aparato mezclador “high-tech” que surja, jamas será destronado.

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Algunos productos no serán jamás destronados

Ya sé…¿Y si preguntamos a los clientes cómo quieren que sean los productos innovadores?

Esto ocurre todos los días. ¿Cómo podemos hacer para mejorar nuestro producto o servicio? Y…, se mejora y el cliente no lo valora. ¿Será que el cliente nos miente?

En una ocasión, Burger King le pidió a una agencia de marketing que les ayudaran a aumentar las ventas de batidos. Así, dicha consultora, trasladó a su personal a varias tiendas y analizaron varios parámetros.

Descubrieron que la mitad de las ventas se hacía temprano en la mañana. Así decidieron ir temprano a las tiendas y preguntar a varios clientes, cómo podrían mejorar sus batidos. Así, al haber dicha mejora, mejorarían las ventas ya que sería mejor producto. Hasta aquí, todo correcto. Así, los clientes fueron preguntados por cómo les gustaría que fuera el producto. Cada uno dio su opinión: más sabores más azúcar, con un color más vivo, etc. Tras recoger todas las posibles mejoras y filtrar las no viables se esforzaron en hacerlas realidad.

¿Cual fue el resultado?

Ninguno, no consiguieron aumentar las ventas ni lo más mínimo. ¿Cómo era que no se aumentaban las ventas si los batidos estaban ahora según los querían los clientes?

Quizás las preguntas no eran las correctas.

Se les ocurrió preguntar de una manera diferente, para saber para qué compraban dichos batidos.

Los productos innovadores han de hacer mejor el trabajo que sus rivales

De eso se trata. De innovar para hacer mejor el trabajo, no de tener más lucecitas o colores. En el caso de los batidos ¿qué trabajo hacían los batidos? Quizás pienses cosas como:

  • Alimentarte.
  • Endulzarte.
  • Despertarte (porque lo compraban por la mañana).

Realmente, ninguno de estos eran el trabajo para el que se compraban los batidos. Resulta, que los que lo compraban eran hombres de mediana edad que iban al trabajo. Estamos hablando de un estudio en Estados Unidos. Como sabéis, la gente vive en las afueras y toma el coche para ir al trabajo todos los días. Ese camino es aburrido, monótono y rutinario.

Productos innovadores. La técnica más eficaz para desarrollarlos

Aburrimiento diario para ir al trabajo

En este camino aburrido, un batido “no viene mal”. Hace el trabajo de agradarte el camino diario en coche hacia trabajo. Y lo hace mejor que otros productos ya que:

  • Aunque no tengas hambre aún te llena y hace que no tengas hambre a media mañana.
  • Es viscoso y difícil que se te derrame, al contrario que el café que se te cae fácilmente.
  • Entra en el hueco de las bebidas.
  • Tiene “sorpresas” como pepitas de chocolate que no esperas.
  • Es grande y te dura todo el camino.

Obviamente, por sus propiedades, hace mejor el trabajo que una chocolatina que te la comes en minutos. Hace mejor el trabajo que un bollo y además no te sientes tan “culpable” por tomártelo.

Entonces, podemos decir que ¿los batidos son productos innovadores? bueno, no es una cuestión que el batido sea innovador sino que la innovación está basada en hacer mejor el trabajo.

El enfoque de ODI para los productos innovadores.

ODI son las siglas de “Outcome Driven Innovation” o innovación basada en el resultado. Así surge una nueva metodología que sí nos ayuda a innovar en productos y servicios basado en el resultado esperado. De la misma manera que el resultado de un producto comestible apropiado para llevar en el coche de camino al trabajo tendría que ser:

  • Duradero.
  • Sabroso.
  • Fácil de conseguir y manejar.

Otros productos si se pueden definir, crear o mejorar innovando en el resultado esperado. Si conseguimos saber realmente para qué trabajo compramos un producto, será fácil mejorarlo…

Parece ciencia ficción, pero no lo es. Hay maneras de hacerlo. En el siguiente artículo avanzamos más sobre estos conceptos y metodología. ¿A que estás muerto de la curiosidad, eh?

Necesidades y expectativas del cliente: ¿qué es lo que realmente les enamorará?

¡Muchas gracias por leernos!

 

 

Comentarios

Comentarios

Más de Marketing Mix

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR