Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito

¿Conoces las estadísticas sobre el cierre de empresas? ¿Has fracasado en un emprendimiento? Las cifra son altas y están asociadas a múltiples causas. Una clave es no tener los conocimientos para gestionar una empresa.

¿Y por qué pasa esto? 

Porque muchos emprendedores suponen tener tales conocimientos y las habilidades necesarias, cuando realmente no es así.

Por tal motivo, en este artículo ponemos el foco en cuáles son los aspectos claves… ¡para que tengas éxito en la gestión de tu propia empresa!

Y para que aprendas las claves con esta lectura, desarrollamos el siguiente contenido:

  • ¿Qué es gestionar una empresa con éxito?
  • Administración y gestión de empresas en la práctica.
  • Importancia de la formación en gestión de empresas:
    • Funciones empresariales que debes conocer.
    • Habilidades que todo empresario debe desarrollar.
  • Conclusiones.

Para comenzar quiero que veamos rápidamente las actividades elementales que deben promoverse en una empresa para alcanzar el éxito. Fíjate:

Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito
Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito.

Comenzamos entonces con esta píldora de conocimiento que te compartimos en esta lectura.

¿Qué es gestionar una empresa con éxito?

No siempre la respuesta a esta pregunta es sencilla. Quizás, para un alto porcentaje, gestionar una empresa con éxito es lograr la máxima rentabilidad posible.

Y esto es lógico, porque la rentabilidad es un componente de la sostenibilidad. 

Sin embargo, para otro porcentaje, es algo más que ser rentable en la realización del producto o servicio.

Es cumplir el propósito de la empresa; es decir, con la razón de ser de la organización.

El propósito puede explicarse, en parte, con la misión. Pero, además, el propósito refleja las motivaciones ideales de los colaboradores que trabajan en la empresa.

Para los expertos en esta materia, el propósito es como el alma de la organización.

Pero en cualquier caso, los modelos de calidad nos señalan que el éxito y la excelencia de una organización son dependientes de la habilidad de sus líderes, al ejecutar funciones como las siguientes:

  • Organizar, planificar y controlar.
  • Dirigir a los colaboradores con eficacia.
  • Fomentar el trabajo colaborativo y el aprendizaje.
  • Hacer seguimiento a los objetivos establecidos.
  • Asegurar el éxito día a día, a través de la mejora continua.

Todo esto lo encierran en un concepto que denominan “gestión empresarial”. 

Es probable que a esta altura, ya estés haciéndote la siguiente pregunta:

¿Y cómo se aprende a gestionar una empresa con éxito?

Una primera respuesta es que para dominar estas y otras habilidades, un líder debe formarse. 

Por ejemplo, mediante cursos o una formación tipo MBA en Dirección y Administración de Empresas (MBA: Master of Business Administration).

Una segunda respuesta a la misma pregunta es que, además, un líder empresarial debe combinar la formación con la práctica. 

Formación y práctica: los pilares del éxito de un empresario.
Formación y práctica: los pilares del éxito de un empresario.

¿Cuánta formación y cuánta práctica son necesarias para gestionar una empresa? 

Depende de varios factores y del contexto. No es lo mismo un emprendimiento seguro (tipo franquicia), que un emprendimiento innovador con una idea disruptiva.

Pero lo que sí sabemos es que la formación es un tema central. Es una de las fortalezas clave que debes tener para lograr el éxito. 

Porque, tal como sabemos a partir de las causas de quiebra de muchas empresas, el “saber-hacer” no solo debemos centrarlo en el proceso productivo o en la realización del producto o servicio. 

También es esencial atender los procesos estratégicos y de apoyo necesarios en la organización. Y esto demanda competencias que logras con la formación en gestión y administración.

Un ejemplo típico de proceso de apoyo es el de la gestión del talento humano. Si no sabes contratar a tus colaboradores, cómo esperarías que todo marche bien.

Por lo tanto, un colaborador motivado demanda que alguien en la empresa aplique buenas prácticas y tenga formación en contratación, en nóminas y seguridad social, por ejemplo. 

Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito
Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito.

Con respecto a la práctica, es innegable que es fundamental para el éxito.

De hecho, un empresario inteligente y exitoso debe sus mayores aprendizajes a los errores y fracasos. Porque estos terminan llevándolo por el camino del éxito. 

Pero… 

Sin formación, aunque logre cierto éxito, el empresario tendrá fuertes limitaciones que se harán “tangibles” en la fase de crecimiento de la empresa. 

Administración y gestión de empresas en la práctica

Para aprender a gestionar una empresa  debes conocer algunos conceptos claves. Y es que el tener dominio de los mismos te permitirá comunicarte.

Por ejemplo, como líder lograrás una comunicación efectiva con tus colaboradores y equipos de trabajo, para atender las necesidades de la organización.

Y también podrás comunicarte mejor con tus proveedores, socios y demás involucrados. 

Ahora bien, vamos a precisar dos términos importantes: administración y gestión de empresas.

¿Qué es administración de empresas?

El concepto típico de administración de empresas involucra lo siguiente:

  • En primer lugar, se trata de una actividad destinada a organizar los recursos empresariales, humanos y materiales, en vistas a la consecución de sus objetivos. 
  • En segundo lugar, y con el fin de lograr lo anterior, elabora planes estratégicos, con miras en la misión y su propósito en el largo plazo.
  • Y por último, para planificar toma en cuenta las fortalezas y debilidades de la empresa, y su relación con el entorno, en cuanto a su posicionamiento relativo.

¿Qué es gestión de empresas?

El término gestión (del que se deriva gestionar: hacer diligencias conducentes al logro de un objetivo) hace referencia a acciones para lograr un fin.

Pero cuando hablamos de la gestión de empresa, el concepto abarca todas las acciones que están destinadas a lograr los objetivos concretos de la empresa, en un tiempo determinado.

Estas acciones suelen ser cuatro: Planeación, Organización, Dirección y Control. Son acciones que nos llevan al logro de objetivos concretos en tiempos específicos. 

Son ejemplos de objetivos concretos los siguientes:

  • Conseguir el 5 % del mercado en un plazo de 1 año.
  • Alcanzar un 15 % de crecimiento en las ventas, en los próximos 6 meses.
  • Obtener una utilidad superior al 20 % en el actual ejercicio, respecto al anterior.

Entonces, podemos afirmar que la gestión de empresa consiste en conducir la empresa (dentro de reglas, aspectos legales y éticos) para lograr objetivos en tiempos específicos, con base en las acciones señaladas.

Pero… en Gestionar Fácil diferenciamos los términos administrar y gestionar de manera más sencilla. 

Para efectos prácticos, al emprendedor o empresario novel le simplificamos estos dos conceptos. 

Te preguntarás el porqué. La respuesta es simple. 

En la puesta en marcha, un emprendedor está “solo” en la mayoría de los casos, o con un equipo pequeño de trabajo.

Por lo que le recomendamos tener el foco en dos acciones claves: hacer las tareas básicas y tomar decisiones. 

Y por tal motivo, diferenciamos las 2 acciones con los términos administrar y gestionar, como sigue:

  • Administrar es, en las primeras etapas de la empresa, realizar las tareas para mantener la operación y lograr ingresos. Porque sin ingresos, la empresa desaparece.
  • Mientras que gestionar lo asociamos con la acción de analizar y tomar decisiones oportunas, para guiar las operaciones, conseguir objetivos concretos y asegurar la sustentabilidad de la empresa.

Recuerda este principio clave: la gestión empresarial precisa de una correcta toma de decisiones.

El empresario es un "director de orquesta". Es el líder del equipo...
El empresario es un «director de orquesta». Es el líder del equipo…

Importancia de la formación en gestión y administración de empresas

Con la lectura hasta este punto, ¿qué importancia le das a la formación en administración y gestión de empresas? 

Digamos, en una escala de 1 (ninguna importancia) a 10 (mucha importancia), qué valor le asignarías.

Fíjate que no estamos afirmando que un emprendedor deba hacer un máster para poner en marcha una idea de negocio. ¡No!

La formación y la práctica tienen sus momentos, según el caso. No siempre, primero nos formamos como expertos y luego aplicamos lo aprendido.

Pero, si estamos avanzando con un emprendimiento, debemos ir mejorando nuestros conocimientos con una formación complementaria.

Luego, según el caso, podremos realizar un estudio formal, como un MBA en administración

Ahora bien, para ponderar la importancia de la formación, veamos dos puntos esenciales para el éxito en la gestión de una empresa:

  • 4 funciones que debes conocer para gestionar una empresa.
  • Habilidades que todo líder empresarial debe desarrollar.

4 funciones que debes conocer para gestionar una empresa

1. Planificación:

Se trata de saber qué hacer, cuándo, cómo y dónde realizarlo. Importante, ¿no?

Es decir, se debe identificar qué objetivo queremos alcanzar; para luego diseñar la manera de lograrlo a través de la gestión empresarial.

Como en toda planificación, debes tener en cuenta los recursos económicos, técnicos y humanos necesarios para conseguir el objetivo establecido.

En tal sentido, para gestionar una empresa, en esta función debes establecer cada una de las actividades y estrategias que vas a seguir.

2. Organización:

Es necesario indicar quién realizará cada tarea planificada, en qué tiempo y cómo. Esto es parte del plan para lograr un objetivo.

Esta función implica asignar las tareas y recursos a los colaboradores o responsables. Para ello, debes determinar cuáles son los objetivos principales, así como las estrategias necesarias para alcanzarlos.

Esta función forma parte de la clave del éxito de cualquier empresa, pequeña o grande. Si hay caos, ¿podrías lograr los objetivos?

3. Dirección y liderazgo:

Toda gestión eficiente tiene un líder que impulsa y motiva a todos y cada uno de sus colaboradores. 

El líder debe crear compromiso, cohesión y colaboración, que involucre a cada miembro de la organización en el buen funcionamiento de la empresa.

Un verdadero líder es influyente, comunicativo y resolutivo. Genera confianza y compromiso entre sus seguidores. 

Obviamente, también debe saber delegar al asignar las tareas a los colaboradores pertinentes. Saber delegar es, en algunos casos, un punto central de la gestión exitosa.

4. Control y coordinación:

En la gestión de una empresa es fundamental la comunicación efectiva, tanto entre los miembros de un área, como entre las diferentes áreas o equipos. 

Es responsabilidad del líder brindar competencias y herramientas para tal fin. 

Habilidades que todo empresario debe desarrollar

Además de liderazgo para gestionar con éxito una empresa, todo líder y sus colaboradores con funciones de coordinación y supervisión, debe poseer ciertas habilidades de gerencia. 

Habilidades que impliquen la comprensión del modelo de negocio, así como de los recursos de los que dispone.

1. Pensamiento dirigido y enfoque:

Esto es aprender a visualizar objetivos específicos que le permitan desarrollar las ideas de negocio en forma clara, con las cuales alcanzarlos.

2. Eficacia en el logro de metas:

Es necesario saber priorizar las actividades comerciales desarrolladas para lograr la meta establecida, y trabajar de manera eficaz.

En la gestión exitosa, comprender qué es importante y qué es urgente es esencial.

3. Conocimiento del FODA de la empresa:

  • Fortalezas y Oportunidades: para conseguir la eficacia es clave saber cuáles son las fortalezas y oportunidades de la organización. Valorar el potencial de cada una es estratégico.
  • Debilidades y Amenazas: otra forma de asegurar la eficacia es a través de la comprensión de las debilidades y amenazas que afectan el logro de objetivos de la organización. Con su conocimiento, deberás actuar oportunamente.

4. Habilidades duras y blandas:

Como es obvio, tener habilidades debe formar parte del líder de la gestión de la empresa.

No olvides que es necesario distinguir habilidades duras (“saber hacer”) y habilidades blandas (“saber ser”). 

Tener estas habilidades conlleva una gestión adecuada del talento humano, creando un buen clima laboral en pro de la productividad.

Y esto, a su vez, mantiene la motivación y el compromiso por la mejora continua.

5. Habilidades de comunicación:

Aunque estas son parte de las habilidades sociales o blandas, se trata de un tema fundamental.

Comunicarse bien consiste en que los demás entiendan lo que se les está diciendo. Y dar buen feedback.

Esta habilidad es esencial para el trabajo en equipo. Sin ella no hay éxito empresarial.  

6. Previsión y adaptación al cambio:

Es claro que prever futuras situaciones y necesidades, además de entender las oportunidades del entorno, ayuda a diseñar estrategias y a planificar el trabajo.

En tal sentido, una buena gestión en la empresa debe disponer de un líder (empresario o gestor) capaz de anticiparse y realizar los cambios que lleven al éxito.

Conclusiones

Para finalizar esta lectura, vamos a enumerar los aspectos claves para tener éxito en la gestión de empresas.

O como señalamos en los primeros párrafos, ¡para que tengas éxito en la gestión de tu propia empresa!

En primer lugar, es necesario tener claro que el éxito como empresarios demanda formación y práctica. Sí, puede que esto te resulte obvio. 

Pero debes saber que muchos emprendedores desestiman parte del «saber-hacer», porque creen que la administración es algo trivial. ¡Y fracasan por ello!

Por tal razón afirmamos que la formación y la aplicación del conocimiento (práctica), son dos pilares del éxito.

Y el personal debe tener formación específica, la necesaria para mejorar los resultados de sus áreas.

Por ejemplo, en el equipo debe haber un profesional en las actividades propias de un departamento de recursos humanos. Porque esta es un área que puede llegar a ser la diferencia entre el éxito o el fracaso.

¿Cuánto esfuerzo debemos dedicar a cada uno de los pilares: formación y práctica?

Pues no hay una guía o respuesta exacta. Es una decisión del responsable de la gestión. Depende de sus competencias previas.

En segundo lugar, la formación implica comprender las funciones de la administración, así como desarrollar habilidades duras y blandas (sociales).  

Ten en cuenta que la formación como líder de la empresa, y la de los trabajadores, nunca debe enfocarse como parte de los gastos.

Siempre debe planificarse y gestionarse como inversión, porque lo es. ¡Claro, si es bien diseñada!

Al ser tratada como inversión, medirás el retorno. Y después, podrás actuar según los resultados y beneficios logrados. 

En fin, nuestra recomendación es: Fórmate y aprende – con la práctica – a gestionar una empresa con éxito.

“No hay secretos para el éxito. Este se alcanza preparándose y aprendiendo del fracaso”.

Colin Powell.

¡Muchas gracias por leernos!

Autor
David Polo Moya
David Polo Moya

Nacido en Madrid, de 43 años. Licenciado en Business por la Universidad de Portsmouth (Reino Unido) MBA por el Instituto de Empresa en Madrid (España) e Indian Institute of Management en Calcuta (India). Emprendedor recurrente, David Polo es el fundador de Time Management, consultora de sistemas de gestión con más de 10 años de experiencia y por otro lado los blogs emprender-facil.com y gestionar-facil.com. Consultor independiente de emprendedores y empresas, en análisis, gestión y medición de datos, David Polo se enfoca en el desarrollo empresarial a través del uso de Plataformas de gestión, consultoría estrategia y de innovación y ayuda a emprendedores y empresarios. Visita mi perfil en about.me: https://about.me/davidpolomoya


2 comentarios en “Fórmate y aprende a gestionar una empresa con éxito”

Deja un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Si continúas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de cookies, haga clic en el enlace para mayor información.

Cerrar