Impuesto sobre Sociedades: ¿qué y por qué pagar?

.

Los ciudadanos españoles disfrutan de programas y servicios sociales gracias a la recaudación tributaria. Y por esta razón, el pago de impuestos es obligatorio para las personas y las empresas. Principalmente,  el IRPF y el Impuesto sobre Sociedades son tributos que se pagan periódicamente.

En el presente artículo, trataremos la importancia del Impuesto sobre Sociedades así como aspectos básicos acerca de este tributo que beneficia a la nación española.

Hablemos de porcentajes. En España, el Impuesto sobre la Renta a las Personas Físicas (IRPF) está por el orden del 52%, mientras que el Impuesto sobre Sociedades se sitúa en el 30%, le sigue el Impuesto al Valor Añadido (IVA) con el 21%.

Estas cifras superan el promedio de la zona euro. No obstante, gracias a la recaudación tributaria, España ha ido saliendo de la crisis económica que viene experimentando en los últimos años.De allí la importancia de estar al día con los tributos, pues es el aporte de los ciudadanos y las empresas a la recuperación del país.

Impuesto sobre Sociedades: ¿qué y por qué pagar?

Impuesto sobre Sociedades: ¿qué y por qué pagar?

En el siguiente video, puedes tener acceso a un resumen de la Naturaleza, sujetos pasivos y otras características básicas del Impuesto sobre Sociedades.

¿Cuál es la diferencia ente IRPF y el Impuesto sobre Sociedades?

Son impuestos que tienen la misma finalidad, pero se diferencian en quién los paga.

Definiciones

  • El Impuesto sobre Sociedades es un tributo directo que pagan las sociedades y demás entidades jurídicas, incluyendo empresas y pymes. Se aplica de forma progresiva, es decir, mientras más ingresos se reporten, más dinero se paga al fisco.
  • Por su parte, el Impuesto sobre la Renta de Personas Físicas deben reportarlo las personas naturales según su naturaleza y circunstancias familiares y personales.

Ámbito de aplicación

  • Ambos impuestos aplican en todo el territorio español, pero con una diferencia porcentual en el País Vasco, Navarra, Canarias, Ceuta y Melilla.

Clasificación de los contribuyentes del Impuesto sobre Sociedades

Personas jurídicas:

  1. Sociedades mercantiles.
  2. Sociedades estatales, autónomas, provinciales y locales.
  3. Sociedades cooperativas y agrarias.
  4. Sociedades unipersonales.
  5. Agrupaciones europeas de interés económico.
  6. Asociaciones, fundaciones u organizaciones públicas y privadas.

Entidades sin personalidad jurídica:

  1. Fondos de inversión: mobiliaria, inmobiliaria y activos en el mercado monetario.
  2. Uniones de empresas de carácter temporal.
  3. Fondo de capital-riesgo.
  4. Fondo de pensiones.
  5. Fondos hipotecarios (regulación y titulación).
  6. Fondos de titulación de activos.
  7. Fondos de garantía de inversiones.
  8. Comunidades titulares de montes vecinales en mano común.

Si deseas consultar una guía para calcular el Impuesto sobre Sociedades, te dejo el siguiente enlace:

Principios tributarios del sistema español

En general, el sistema tributario español aplica unos principios universales que se pueden resumir en los siguientes enunciados: todos los ciudadanos son iguales a la hora de pagar los tributos; la contribución de cada individuo depende su capacidad económica; cuanta más riqueza posea una persona, mayor contribución fiscal se le exigirá; la tributación no puede ser superior a la renta o patrimonio gravado; sólo es Estado tiene poder para establecer los tributos, mediante ley.

Entiendo que es difícil cumplir con el calendario tributario. Te recomiendo una buena planificación fiscal adecuada que incluya deducciones del Impuesto sobre Sociedades, que son otras formas de contribuir al desarrollo y buen funcionamiento del país. Por ejemplo: emplear a personas con discapacidad, apoyo a los emprendedores, I+D e innovación tecnológica para tu empresa, inversión de beneficios, actividades organizadas en torno a la ecología y el reciclaje, etc.

Bien empresario, te recuerdo la importancia que tiene el pago del Impuesto sobre Sociedades para la recuperación económico-financiera del país. Pero también, si estás al día con los impuestos, tendrás buena reputación y eso garantizará la vida y futuro de tu empresa.

Tal vez te interese leer ahora:

Comentarios

Comentarios

Más de Contabilidad y ratios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR